TRÓPICOS 2019 VOL 1:  PRESENTACION DEL COMITÉ EDITORIAL.

TRÓPICOS 2019 VOL 1: PRESENTACION DEL COMITÉ EDITORIAL.

Presentación

Claudia Álvarez de Lugo

 

Dedicamos este número de a reseñar esta grata actividad de cineforos: CinePsicoanálisis, que pronto cumplirá 17 años. En ellos, la Sociedad Psicoanalítica de Caracas y sus allegados intercambian con el público reflexiones y enriquecedoras discusiones sobre un gran número de películas. En el 2005 se publicó una revista titulada Psicoanálisis y Cine. En ella se reseñó la historia del programa, y los creadores y fundadores relataron la historia de los inicios; se presentaron parte de los análisis de los films de esos primeros años. En este número, Carlos Rasquin, quien ahora dirige el programa, nos cuenta su experiencia y publicamos aquí algunas de las intervenciones que fueron presentadas en estos años más recientes.

CinePsicoanálisis busca integrar el cine, el psicoanálisis y el espectador, que somos todos aquellos que tenemos el deseo de entrar en la sala de cine para que nos cuenten una historia y entender cómo los individuos y diferentes sociedades viven, piensan, sienten, actúan y desean. El cine y el psicoanálisis nacieron a finales de 1800 y continuaron desarrollándose en el siglo XX, época de la modernidad, marcada por la búsqueda del saber y del deseo de crear algo nuevo. Tanto el cine como el psicoanálisis surgieron de esa necesidad de buscar conocer: el psicoanálisis, cómo funciona la mente humana, el individuo y comprender al sujeto en relación con sus mundos; el cine por su parte, busca mostrar al individuo en interacción consigo mismo, su mundo y conocer el mundo en general. Ambas disciplinas crecieron dentro de esta época que valora la racionalización y la normalización del pensamiento. Sin embargo, encontramos que tanto el cine como el psicoanálisis le dan valor a lo singular, a lo propio de cada quien, a lo que sí y lo que no se ajusta a la norma, a lo diferente, lo siniestro, lo invisible y lo crucial, como es el inconsciente.

Estos cineforos nos ofrecen un espacio que nos invita a reflexionar y cuestionarnos esa ideología que nos marca y que a pesar del interés por buscar eso nuevo, también valora lo tradicional y normaliza la vida del hombre, planteándonos una paradoja.

El material de la revista se ha ordenado de acuerdo con la fecha en que fue realizado el cineforo donde fueron presentados cada uno de los comentarios que aquí se comparten. Al leer cada uno de ellos, me surgieron preguntas y el deseo de resaltar algunos de los puntos que señala cada autor. Me atrevo a decir que ya que esta revista será publicada vía online, deja espacio para seguir discutiendo sobre estos y otros temas por esta vía digital.

En este número se presenta un primer artículo sobre El espectador. El cine y el psicoanálisis, y entre los muchos elementos que incorpora el autor, muestra una perspectiva interesante cuando alienta al psicoanálisis aplica- do a salirse de la teoría y dice que si el psicoanálisis ya sabe y “va a revelar lo invisible de la trama cinematográfica”, partiendo de ese punto, se podría perder lo propio que pueda aportar la obra en su forma singular, dejando de lado lo que el film ofrece de nuevo, inesperado e inexplorado para cada quien y para cada espectador. Y nos encontramos con esa paradoja: buscar algo nuevo por una parte, pero desviarse al convenir con lo tradicional.

Luego encontrarán la película Crimen inconfesable, y dentro del análisis el autor hace una crítica sobre el castigo desproporcionado que se le impone a Walter (personaje que transgrede límites), tanto de la forma en que es castigado como de la duración del castigo. Invito a una segunda, tercera y las miradas que requiera esta discusión que se nos plantea: ¿Cómo medir el castigo de una conducta sexual que viola el derecho de niños?, ¿cómo el castigo en sí mismo podría jugar en contra del cambio individual y social que se espera promover en estos individuos?, entonces, ¿qué trato e intervención podría ofrecerse a sujetos como Walter, en quienes la satisfacción de sus pulsiones sexuales se encuentran tan fijadas y fijas que solo pueden seguir una única escena y guion para buscar su satisfacción, en la que se incluye la participación de niños, su abuso y vulneración?

Leerán a la comentarista que habla sobre el paso implacable del tiempo en Elsa y Fred. La película plantea lo significativo de poder ver más allá de lo establecido e invita a mirar la vejez desde un sitio diferente, no sólo como una etapa de llegada y cercanía al fin de la vida, donde se espere pasivamente la muerte, sino como un momento donde se puede seguir buscando, aludiendo a que el deseo muere solo con la muerte. La película Nebraska también se refiere a esta etapa, y resalta la lucha de vivenciar la experiencia más allá de perseguir un fin a donde se quiera llegar. Gran deseo el de Woody, personaje principal, que nos muestra cómo, en medio de su locura y tenaz empeño, su hijo se acerca a él y lo acompaña en una búsqueda que parecía no tener sentido, pero que les permitió acercarse e ir encontrándolo.

El autor que comenta Translúcido invita a revisar el tema de la eutanasia y cuestionarnos en qué condiciones estaría el ser humano autorizado a terminar con su vida y poder vivir con dignidad los últimos días o años de su vida.

Por otra parte en Brooklyn se muestra una joven que emigra y se distancia de su tradicional pueblo y familia buscando nuevas oportunidades. A pesar de las dificultades que implicaron sus decisiones, se atrevió a buscar y emprender su propio camino. La autora ofrece una mirada a la emigración.

Reventón II, un documental que habla sobre el petróleo, elemento en el imaginario venezolano, ¿cómo puede este elemento tan real (de realidad) encontrarse en nuestro imaginario? Es porque lo que se cree y se dice de él está basado principalmente en mitos, como claramente lo describe la autora. Si comprendemos este atrapamiento que nos deja con el ideal y discurso propio del venezolano, entonces, ¿cómo facilitar socialmente el paso hacia lo simbólico y darle lugar a la fuente económica de la que veníamos antes de que se iniciara la explotación petrolera, es decir, la agraria? Quizá asignándole un justo valor y desmitificando la realidad, sembrando todo lo que se puede sembrar en la tierra y dé frutos; haciendo y promoviendo mayor cercanía entre cada venezolano y sus recursos, y teniendo más de una fuente de producción económica nacional, y que el relato pueda guiarnos y nos permita construir una identidad diferente.

Entre los films presentamos a Macbeth, tragedia humana que muestra la búsqueda del poder sin escrúpulos. Un poder sin fin, un poder que no permite reemplazo, como lo dice la comentarista.

En esta película, Desde allá, vemos en los comentarios de la autora que los personajes no cambian su ropaje, excepto en algunos momentos. Cada uno sigue vestido igual, quizá denotando el hecho de haber quedado marcados por la compulsión a repetir, sin esperanza, y sin posibilidad de que las experiencias y encuentros movilizaran cercanía.

En la intervención sobre el film Pelo malo, el autor habla de las lógicas discriminatorias y plantea lo que puede pasar cuando el cuerpo de un niño o de un individuo no logra alcanzar los ideales de la mayoría… ¿Qué ocurre entonces con la valoración individual, subjetiva, del otro y en la relación vincular? Se es menos querido, plantean. La película muestra un ejemplo en el protagonista y en otros personajes. El autor cita a Sennet (2003), quien resalta el respeto como un concepto clave para visibilizar esas lógicas discriminatorias inconscientes. Ambos autores ofrecen el significado etimológico de la palabra respeto “significa volver a ver. Re de volver y specere de mirar” Siempre, siempre volver a mirar.

Y de los comentarios del film El lector, quiero tomar esta frase: “No hay una verdad, hay aproximaciones a la verdad”, hay muchas verdades. Escuchémonos a nosotros mismos, escuchemos al otro, dialoguemos para tomar en cuenta otras interpretaciones posibles, el lugar del otro y las diferencias.

Encontramos en estos films variadas formas de desear y de presentar sus vicisitudes y en las intervenciones de los comentaristas, diversas y valiosas interpretaciones. Deseamos que sea una vía de expresión e intercambio, un espacio para compartir el pensamiento psicoanalítico y su encuentro con el individuo y la sociedad.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *