Sociedad Psicoanalítica de Caracas

Homenaje a Mariela Michelena: “Un Café con Mariela”

Presenta Mirna Carozza.

Adjunta del Servicio de Atención Psicoanalítica a la Comunidad. Miembro SPC.

 

Un Café con Mariela

 

Un miércoles 17 de junio del 2020 me disponía a atender una paciente vía online, pero ella envió un mensaje  cancelando su cita, me quedé mirando el teléfono y pensando en la paciente y el porqué de su cancelación, en ese momento me llegó una notificación al teléfono, una invitación a tomar un café con Mariela Michelena, no sabía muy bien de que se trataba, luego descubrí que se trataba de un espacio que nuestra querida Mariela comenzó cada miércoles, se trataba de una transmisión en vivo (Live) en Instagram,  podíamos escucharla hablando de temas profundos y difíciles de poner en palabras en la cotidianidad, pero  tal como una madre ejerce su función reverié con su bebé, Mariela trasmitía estos temas tan complejos de una manera digerida y sencilla sin perder la profundidad, ni su rol de psicoanalista. Poco a poco mis miércoles cambiaron porque a mediodía podía disfrutar de un café con Mariela y con el público asistente, encontrándome por cierto con colegas y amistades con quienes había perdido el contacto. La forma afectuosa y cercana como Mariela fue capaz de hablar de temas tan difíciles de cara a todo tipo de público despertó una gran fascinación en mí, y aun cuando ya conocía a Mariela desde mi primer embarazo cuando Un año para toda la vida se convirtió en un libro acompañante, su presencia en las redes sociales durante la pandemia me ayudó a conocerla mejor, ella logró que mucha gente encontrara en sus Live una ventana al mundo psicoanalítico,  una ventana para comprender , pensar, hacerse preguntas sobre si mismo y  problematizar la realidad.

 

Poco a poco comencé a plantearme si los psicoanalistas debemos mantenernos trabajando en nuestros consultorios y si solo podríamos compartir nuestros conocimientos en el consultorio, o escribiendo un libro o a través de una charla para una jornada entre colegas. Cada miércoles en un café con Mariela me encontraba con una psicoanalista afectuosa y cercana traduciendo en un lenguaje accesible el psicoanálisis. Eran tan amenos sus cafés que una oportunidad Mariela decidió hacer un concurso entre su público y no sé si por cosas del “destino”, yo gané ese concurso, era una de sus tazas, ella me comentó era su taza preferida y no estaba de venta al público, asombrada y emocionada la recibí  con un mensaje importante Mi zona de confort es muy incómoda. Este mensaje me llevó a pensar aún más en nuestro oficio, será que los psicoanalistas vivimos en una zona de confort dentro de nuestro consultorio?, será que la zona de confort ya se nos hace incomoda cuando nos enfrentamos a una sociedad que cada vez más clama por ayuda, respuestas y comprensión ante la incertidumbre, los vínculos, el uso de la tecnología etc.?

 

 

 

Durante la pandemia los cuadros de ansiedad y depresión aumentaron de manera significativa, el mundo dio un giro, nuestros niños y adolescentes pasaron a tener clases on-line, mientras los padres y los maestros no entendían muy bien cómo llevar esta tarea a cabo, muchas personas perdieron sus empleos y muchos otros tristemente perdieron a sus familiares, la presencia de los analistas se hacía cada vez más necesaria y Mariela seguía allí batallando y dando a conocer al mundo, miércoles a miércoles importantes temas sobre la relación que cada quien tiene consigo mismo y con los otros. Para ese entonces en la Sociedad Psicoanalítica de Caracas la Dra. María Daniela Abreu,  fue elegida como Directora del servicio de atención psicoanalítica (SAP), esto me llenó de alegría y orgullo y me ofrecí a ayudarla en tan importante tarea, inmediatamente coincidimos en la idea de darle un giro al servicio promoviendo actividades que permitieran la divulgación del psicoanálisis a nivel social y comunitario, por lo que el servicio pasó a llamarse Servicio de atención psicoanalítica a la Comunidad (SAPC), inspirándonos en nuestros maestros  el Dr. Serapio Marcano, quien nos dice  “El psicoanálisis será social o no será” y el Dr. Adrián Liberman, quien nos dice “El psicoanálisis es un bien público, aunque  el público no lo sabe”. En una de nuestras amenas reuniones le propuse a la Dra. María Daniela Abreu:, ¿y si hacemos transmisiones en vivo como las que hace Mariela Michelena?, y si invitamos a un psicoanalista que le permita a la gente conocer el porqué de sus padecimientos, que hacer con eso y como buscar ayuda? Aunque no pudimos hacerlo semanalmente como lo hizo nuestra querida Mariela, en Mayo del 2021 comenzamos a hacer un Live una vez al mes, hemos mantenido el espacio ininterrumpidamente y hasta los momentos hemos hecho 24 Live abordando temas como El Duelo,  abuso sexual infantil, consecuencias psicológicas del bulliyng, la migración , y la ansiedad entre otros, ha sido un espacio bien recibido por la comunidad y de gran ayuda para muchos. Por esta razón y muchas otras queremos hacer público nuestro reconocimiento y agradecimiento a Mariela por ser una inspiración, porque de café en café nos ayudó a entender que el psicoanálisis tiene mucho que decir a nivel familiar, comunitario y social.

 

Gracias Mariela por todo y, por tanto, nos quedó pendiente un Live contigo pero sabemos que la mejor manera de homenajearte es seguir creciendo como psicoanalistas, acercarnos cada vez más a la comunidad y superar las incomodidades que la zona de confort trae consigo.

 

¡Gracias!

 

 

 

 

 

 

0Shares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *